La obligación de cotizar a la Seguridad Social

 

Cuando un trabajador ingresa por primera vez en el mercado laboral, son muchas las incógnitas que le surgen. Hoy, jobandtalent elabora  a este post a hablar de uno de los aspectos que más dudas generan, la cotización a la Seguridad Social.

Están obligados a cotizar a este organismo público tanto el empresario como el trabajador, desde el momento en que éste último inicie la actividad laboral; incluidos aquellos trabajadores que se encuentren en periodo de prueba. Sin embargo, la responsabilidad de que los trabajadores coticen a la Seguridad Social es del empresario, por eso éste debe retener la parte del salario correspondiente a la cotización.

¿Para qué sirve la cotización? En el caso de los trabajadores, lo hacen para cubrir el derecho a prestaciones por desempleo, formación profesional y en caso de contingencias comunes. Los empresarios además, cotizarán por los accidentes de trabajo, enfermedades profesionales, fondo de garantía salarial y horas extraordinarias.

La obligación de cotizar va a continuar mientras el trabajador esté de alta, incluidos los siguientes casos:

  1. Incapacidad temporal
  2. Riesgo durante el embarazo y durante la lactancia
  3. Periodos de descanso por maternidad, paternidad, adopción y acogimiento preadoptivo o permanente.
  4. Cumplimiento de deberes públicos o desempeño de cargos sindicales siempre que no dé lugar a excedencia en el trabajo.
  5. Convenio especial
  6. Traslado del trabajador por la empresa fuera del territorio nacional, salvo que se disponga lo contrario
  7. Convenio Internacional
  8. Vacaciones no disfrutadas y abonadas al extinguirse el contrato de trabajo

Y sin embargo, la obligación se extinguirá durante los periodos de huelga y cierre patronal.

En el caso de que se finalice el contrato de trabajo con la empresa, la obligación de cotizar se extinguirá; sin embargo, es necesario informar de la baja a la Tesorería en el periodo establecido, durante los 6 días siguientes a la finalización del contrato. En caso de que se comunique fuera de este plazo, la obligación persiste hasta que se comunique a la Tesorería.

La cuota que se debe abonar, es el resultado de multiplicar la base de cotización por los tipos de cotización que marca la ley.

El empresario, para formalizar la obligación de cotizar; deberá presentar en la Oficina Recaudadora el Boletín de Cotización por triplicado, y dos copias de la relación nominal de los trabajadores.

1 comentario

  1. Pilar Villar   •  

    ¿La empresa debe cotizar por un trabajador al qual se le ha extinguido la prestación por incapacidad temporal por incomparecencia a los reconocimientos médicos?

Responder a Pilar Villar Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>