Cualidades que debes destacar en una entrevista de trabajo

Cuatro de cada cinco candidatos no supera con éxito la entrevista de trabajo. Saber venderse en tiempo récord no es fácil. Los expertos aseguran que prepararse para responder a las preguntas más comprometidas puede ser la clave para salir “vivo” de una entrevista de trabajo.

 

Por eso, jobandtalent te trae cuales son las cualidades a destacar en una entrevista de trabajo.

 

Según los expertos en Recursos Humanos, durante una entrevista de trabajo cualquier extremo es malo. Si te preguntan por tus virtudes, no peques de modesto pero tampoco de prepotente. Prepárate antes y trata de conocerte a ti mismo. Adapta tus cualidades personales y profesionales a las necesidades del puesto y conquista al entrevistador.

 

Comunicativo

 

Capacidad para relacionarse con los demás, sin dificultades. Las empresas no buscan personas problemáticas ni conflictivas, sino aquellas que son capaces de crear un buen ambiente de trabajo y saber comunicarse con cualquier persona. Demuestra durante la entrevista de trabajo que eres una persona capaz de argumentar todo lo que expongas y siempre dar una explicación a cerca de lo que dices.

Receptivo

 

A la hora de recibir críticas constructivas para mejorar el trabajo y aprender de la experiencia de los compañeros. Debemos saber que durante nuestra carrera profesional nos encontraremos con la palmadita en la espalda por el buen trabajo realizado, pero también críticas sobre lo que no hemos hecho bien. De todo se aprende, sobre todo de los errores. Por tanto, saber recibir tanto lo bueno como lo malo será un valor a tener en cuenta.

 

Mostrar interés

 

En una entrevista de trabajo a veces no se valora al candidato con la mejor formación o mayor experiencia. En ocasiones, la personalidad puede influir en la decisión final. Muéstrate como realmente eres. Tu forma de ser podría resultar un factor de éxito a la hora de conseguir un empleo.

Resolutivo

 

Transmitir durante la entrevista de trabajo cómo se han solucionado situaciones en las que se han puesto en juego las fortalezas y aquellas en las que se han buscado alternativas que ayudarán a superar un área de desarrollo.

Proactividad

 

Una persona proactiva evita reaccionar con sentimientos negativos frente a algo inesperado o desagradable; en vez ello actúa positivamente a partir de sus valores, buscando soluciones y creando nuevos proyectos. Decide cómo quiere que le afecten las cosas y qué hacer frente a ellas, tomando una actitud que lo anticipa y lo lleva a la acción, no dejando que los eventos pasen sino «provocar que estos ocurran».

 

Capaces de adaptarse tanto a nuevas situaciones como a nuevas tecnologías, por lo que buscan personas flexibles, polivalentes y dinámicas. Abiertas a nuevas ideas. Demuestra durante la entrevista de trabajo que estás al día de las nuevas tecnologías así como de lo que está pasando en el mundo.

 

Comprometido

 

Comprometernos con lo que hacemos no es por el beneficio de las empresas, sino por nosotros mismos. Podemos vivir nuestro trabajo de puntillas o realmente, pisando con fuerza en cada una de las cosas que hacemos.

 

Capaces de planificar y organizar

 

No personas que trabajan de forma desordenada, sin un plan que dirija sus acciones hacia un objetivo determinado.

Capaces de reflexionar antes de tomar decisiones, que analicen los pro y los contras, desde una perspectiva amplia, en vez de personas impulsivas que no sopesen las posibles consecuencias.

 

Implicación

 

Con la filosofía, la misión y los valores de la empresa. Cada vez toma más fuerza la capacidad de trabajar como un equipo: Si la empresa gana, ganamos todos.

 

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.