Aviso para candidatos: Cuidad las redes sociales porque afectan en nuestro currículum

El universo de Internet es un océano plagado de información en el que cualquier pregunta tiene respuesta. Ahora es raro encontrar a una persona que no tenga un perfil abierto en alguna red social. Twitter, Facebook, Instagram… redes sociales en las que colgamos contenido sin ser conscientes realmente de la repercusión que puede generar. En la actualidad, muchos headhunters utilizan Internet para obtener información acerca de los candidatos para un puesto de trabajo. “María López Aguirre” y aparece toda la información que ha ido colgando en la red.Redes sociales Todo esto va a parar a nuestro currículum y los recruiters tienen toda esa información al alcance de un click.

Desde jobandtalent, sabemos que Internet y sobre todo las redes sociales pueden ser una gran plataforma para encontrar el trabajo de nuestros sueños, por tanto vamos a decir cuáles son los elementos que debemos cuidar de Internet para que no afecten a nuestro currículum.

1. Ser inexistente en Google. La gente debe tener cierta presencia en Google. Muchos recruiters optan por poner el nombre del candidato en el buscador y ver cuáles son las primeras búsquedas que aparecen en Google. Lo aconsejable es que entre las primeras apariciones se encuentren perfiles sociales como Facebook, Linkedin y Twitter.

2. El contenido de Facebook. Este es un punto muy delicado, porque mucha gente utiliza Facebook como medio de ocio para colgar fotos con amigos, fiestas… Debemos evitar en todo caso que haya imágenes de nosotros con cara de haber bebido una copa de más o fotos que podrían avergonzar hasta a una madre. Es necesario que filtremos muy bien el contenido que tenemos en Facebook para que no haya personas más allá de nuestros contactos que puedan acceder a nuestro perfil de Facebook. Incluso hay opciones en Facebook para editar la privacidad de nuestro perfil e incluso que no nos encuentre ningún motor de búsqueda, una opción que puede ser muy útil para que no vean nuestra vida personal los recruiters.

3. Tener un perfil de Twitter abierto en desuso. La presencia en las redes sociales es importante. Si optamos por tener un perfil de Twitter abierto, debemos darle uso. Da mala imagen que un recruiter que tratar de sacar información acerca de un candidato se encuentra con que el último tweet data de “febrero de 2012”. Es mejor opción eliminar la cuenta y que los datos que ya estaban se pierdan a tener un perfil abierto que no tiene ninguna utilidad. Todo Búsqueda en Internetlo contrario está luchando contra nuestra propia imagen. Además, el tipo de mensajes que lanzamos en Twitter también serán tenidos en cuenta. Muchas personas optan por darle un aire profesional a Twitter, así que siempre debe seguir esa línea y no poner lo primero que se nos pase por la mente. 140 caracteres que pueden hacer que encontremos un puesto de trabajo por el interés que puedan suscitar.

4. Linkedin es una red social profesional. Cuidar la reputación profesional es una tarea en la que debemos prestar especial atención. Si queremos cuidar nuestra imagen profesional, en Linkedin no debemos poner de foto de perfil un ‘selfie’, no da la imagen de un profesional. En algunas profesiones está permitido poner una foto más creativa o incluso con gadgets que muestren a lo que nos dedicamos, pero antes que hacerse una foto a uno mismo, más vale poner una foto de tipo carnet en la que aparezcamos nosotros, sin adornos ni engaños. Además, es necesario redactar un buen perfil de Linkedin poniendo las palabras clave necesarias para destacar nuestro currículum antes que el de otros candidatos.

5. Un correo acorde a nuestro perfil profesional. La gran mayoría de personas en España tuvieron como primero correo electrónico a Hotmail o AOL. Este correo está relacionado al ocio y la adolescencia. Es mejor tener direcciones de correo como Gmail o incluso dominios con nuestro propio nombre, le dan una mayor profesionalidad a nuestro perfil. Además, a la hora de mandar un correo electrónico con nuestro currículum, debemos dirigirnos a una persona en particular y dirigirnos a ella además de detallar quiénes somos y a qué puesto de trabajo estamos optando.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.