La autocandidatura

Cuando buscas un trabajo, una de las técnicas para mostrar el interés que tienes por incorporarte a una determinada empresa, es hacerle llegar una autocandidatura. Es una de las maneras más efectivas de hacer llegar tu currículum vitae a las empresas en las que deseas trabajar. En jobandtalent vamos a dedicar este post para hablar sobre el proceso de autocandidatura.

Cuando te diriges a una empresa que no ha publicado ninguna oferta de empleo es cuando realizas una autocandidatura. Deseas presentarte ante ella, y mostrarle tu interés por formar parte de su plantilla laboral. La autocandidatura implica que te dirijas al centro de trabajo para interesarte por las posibles vacantes que allí necesiten cubrir. Las ventajas de esta vía para encontrar oportunidades laborales son múltiples, ya que permite acceder a ofertas de trabajo ocultas, elimina la competencia y permite que conozcamos de cerca la empresa en la que deseas trabajar.

Hay tres posibilidades para realizar una autocandidatura:

  1. Por teléfono: llamar a la empresa para solicitar una entrevista o la dirección de correo electrónico a la que deberías enviar tu currículum vitae. Si es posible es informarse del nombre del o la responsable de recursos humanos y preguntar directamente por esa persona. Es importante que preparar lo que se quiere decir.
  2. Acudir personalmente a la empresa: hay que procurar que la entrevista no moleste a nadie. En cualquier caso, si se quiere hablar con algún responsable, es aconsejable que se haya pactados una cita previa. Si a lo largo de la cita la primera respuesta es negativa, se debe mantener firme y no arrugarte, pero sin caer en el error de ser demasiado insistente. Y si pese a todo esto la empresa decide no contratarte, conviene mostrar tu disposición para trabajar con ellos en un futuro, siempre usando un tono adecuado y positivo.
  3. Por e-mail o carta: ante esto, también conviene que haya una llamada telefónica previa, anunciado que vas a enviar tu currículum. Incluso, pasado un tiempo prudencial, es aconsejable que llames para comprobar que ha recibido la información correctamente. Siempre que sea posible, el currículum debe ir acompañado de una carta de presentación en la que hagas referencia a lo primero.

 

Siempre que se haga una autocandidatura es necesaria una carta de recomendación en la que de forma breve se debe:

  1. Ofrecer los servicios a la empresa elegida.
  2. Demostrar que se conoce la empresa, explicar el interés en ser contratado.
  3. Exponer las características más sobresalientes del historial profesional y su adecuación a un puesto de trabajo en la empresa.
  4. El objetivo; concentrar una entrevista.
  5. Salvo petición expresa, no se deben de poner nunca contactos.
  6. La despedida debe ser cordial.

Las ventajas de una autocandidatura son:

  1. No se entra, casi nunca, en competición directa con otros candidatos.
  2. Podemos adelantarnos, de una forma evidente, a algunas de las necesidades de la empresa.
  3. Evitaremos estar sometidos a largas colas de espera.
  4. Este tipo de acciones se adapta muy bien a las necesidades de pequeñas empresas y estudios de bufetes profesionales.

Entra en jobandtalent  y encuentra las mejores ofertas de empleo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.