¿Qué es la prestación por lesiones permanentes no invalidantes?

Hay en ciertos casos en los que el trabajador ha sufrido ciertas lesiones, pero que no les invalidan para seguir desarrollando su actividad profesional y entra en escena la prestación por lesiones. Por tanto, este trabajador no tiene derecho a la prestación por lesiones de manera económica por incapacidad permanente, sino a una prestación por lesiones no invalidantes. En Jobandtalent te explicamos en qué consiste.

La prestación por lesiones permanentes no invalidantes consiste en una indemnización económica de pago único por lesiones mutilaciones o deformidades que se producen en accidentes de trabajo o por enfermedad profesional y que supongan una alteración física o sin llegar a suponer la incapacidad permanente del trabajador. Esta condición debe ser evaluada por el equipo de valoración de incapacidades y ratificado por los directores provinciales del INSS.

Tienen derecho a esta prestación por lesiones los trabajadores que estando en la situación anterior, estén incluidos en el sistema de la Seguridad Social y que tengan protegidas las contingencias profesionales. Además debe cumplir una serie de requisitos:

  1. Estar dado de alta o en situación asimilada de alta
  2. Haber sido dado de alta médica por las lesiones producidas.
  3. Que la lesión del trabajador esté recogida en el baremo.

Los trámites para solicitar la prestación por lesiones por medio de una cuantía económica pueden ser iniciados:

  1. De oficio: es decir, por iniciativa de la entidad gestora; a petición de la inspección de trabajo, o por petición del Servicio Público de Salud.
  2. A solicitud de las entidades colaboradoras.
  3. A petición del trabajador: en este caso debe presentar la solicitud y documentación necesaria, en los centros de atención e información del Instituto Nacional de la Seguridad Social o en las direcciones provinciales o locales del Instituto Social de la Marina.

La cuantía que recibirá el trabajador como prestación por lesiones queda determinada en el baremo en el que quedan estipuladas las cantidades a pagar en función de la gravedad de la lesión. Cuando exista responsabilidad empresarial en la causa de la lesión, y quede estipulada la necesidad de realizar una prestación por lesiones, la cuantía establecida en los baremos se verá incrementada entre un 30% y un 50%. Dicha cuantía se trata de una indemnización de carácter económico a pagar de una sola vez.

Esta prestación por lesiones es incompatible con las prestaciones económicas por incapacidad permanente, excepto en los casos en los que dichas lesiones sean independientes a las que han llevado a causar la incapacidad permanente del trabajador. Sin embargo, si es una indemnización de carácter compatible con el desempeño de la actividad laboral, incluso en la misma empresa en la que se ha causado la lesión.

Entra en Jobandtalent y busca las ofertas de empleo que más te interesen.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.